viernes, 22 de abril de 2011

El Lenguaje de los Muertos - Crónicas Necrománticas IV

Harry Keogh, el otrora hombre capaz de hablar con perdió sus poderes a manos de su hijo. Ahora, un antiguo vampiro se alza de nuevo con el objetivo de dominar y esclavizar, y Harry hará lo posible por combatirle. Podrá conseguirlo siendo un hombre normal?

Historia: Si en el primer volumen de Crónicas Necrománticas descubríamos que Harry Keogh era capaz de comunicarse con los muertos que reposaban en sus tumbas, en El lenguaje de los muertos el necroscopio ha perdido dicha facultad... ¡y millones de cadáveres gritan sin que nadie pueda oiirlos!

En las montañas de los Balcanes se alza el castillo de los Ferenczy, la fortaleza de los wamphyri. En él, Janos Ferenczy, vampiro y hechicero, ha despertado de su sueño de siglos. Para calmar sus deseos de sangre, necesita seres humanos vivos; y con sus terribles armas pretende aplastar a la indefensa humanidad que ha depositado en Harry Keogh sus esperanzas de salvación. ¡Pero sus numerosos gritos de advertencia sobre el terrorífico dominio de Janos caen en el vacío! ¡Harry Keogh ha perdido su facultad necroscópica tras una dura batalla contra los vampiros!


Cuarta y penúltima novela sobre el necroscopio; aquí todo vuelve un poco a los orígenes, con un Harry apartado de toda actividad paranormal, pero vigilado de cerca por lo que un día fue y podría volver a ser.

Cada día de su vida hecha de menos a su hijo; y con él a los poderes que le arrebató para evitar que acabaran enfrentándose. Lo que no espera Harry es que un vampiro de la estirpe Ferenzy vuelva a caminar sobre el mundo; y que él sea requerido como mayor experto mundial en éstas criaturas.

Qué podrá hacer Harry para derrotar a tan poderoso enemigo sin los poderes que le eran innatos?

Una buena historia de vampiros un poco bufados en el ambiente especial que sabe crear Bryan Lumley, y a la que le sienta la mar de bien éste reinicio de los poderes del protagonista.

Personajes: Aunque es cierto que aparecen unos cuantos viejos conocidos, son unos pocos protagonistas principales sustentan el peso de la narración. Vamos con los principales:

Harry Keogh: Protagonista indiscutible de la saga, Harry se encuentra en una situación muy extraña para él: es incapaz de hablar con los muertos o de usar sus otros poderes. Lo que antes era natural para él, ahora ha desaparecido completamente, dejándole aislado de la mayoría de sus amigos e intentando vivir como un hombre normal. Pero su obsesión con eliminar a todos los whampyri de la faz de la tierra hará que entre de nuevo en acción, aunque sea como un hombre normal.

Janos Ferenzy: El vampiro que actúa como la antítesis de Harry a lo largo de la novela; lleva planeando su vuelta al mundo desde que predijo su destrucción; y ahora, en un mundo que no cree en los de su clase está acumulando poder y riqueza para hacerse un hueco en éste nuevo mundo.

Darcy y Sandra: El primero se convierte en una especie de coordinador de la operación una vez se conoce cual es el enemigo (es un hombre juicioso y con un poder que le aleja del peligro). Mientras que ella es la actual pareja de Harry: una mujer con carácter, que está enamorada del necroscopio y que oculta algun que otro secretín.

Otros: Como he dicho antes, son varios los personajes que acompañan a los protagonistas en la narración; gente con personalidades propias y que ayudan (o no) a los protagonistas. Entre ellos podrían destacar Faethor Ferenzy (el padre del vampiro, que murió hace muchos años) u otros agentes británicos con poderes (incluso un policía griego que se ve envuelto en toda la trama). Personajes creíbles y con sus propios problemas.

Opinión Personal: Si con la tercera parte daba la impresión de que el autor había perdido un poco la cabeza y el punto de anclaje que había hecho buenos los dos anteriores libros, con éste cuarto se redime por todo lo alto.

El hacer que Harry empiece la novela desorientado, herido por lo que le ha hecho su hijo y sin tener acceso a sus poderes le humaniza mas; y en cuanto los vampiros vuelven a entrar en su vida vemos cómo de grande es su obsesión con éstos seres.

El ir desgranando poco a poco la historia del vampiro, así como ver los recursos de Harry y sus compañeros comparados con el de la criatura no-muerta; y el ver intrigar a un vampiro que está muerto incluso desde el mas allá... no tiene precio XD.

Aunque una cosa negativa sí que hay que decir del libro, y es que abusa demasiado de las exclamaciones y el explicar a veces de mas. Dos puntos negativos que apuntan a un público objetivo un tanto mas joven que yo, pero que se le va a hacer si me gustan éstas cosas :P.

Una muy buena novela de vampiros que sirve para volver a dejar a la saga a la altura de su primera novela; mezclando la investigación de la novela negra, los poderes sobrenaturales y las historias de vampiros en un libro muy dinámico y que se lee casi sin darte cuenta.

Altamente recomendable.

Valoración Personal: 9,5.
Nota en Amazon: 8,42.
Publicar un comentario