martes, 31 de julio de 2018

City Hunter #02


Segundo tomo de City Hunter y da la sensación de que el manga coge velocidad de crucero, los villanos están claros (la organización malvada) y durante la mayor parte del tomo tenemos una historia en la que Ryo se los quita de encima durante un tiempo. Excusa? Sin duda, pero efectiva para poder hacer historias más pequeñas y distendidas.

Llama mucho la atención la duración variable de los capítulos, con uno de más de cien páginas y otro que apenas supera las treinta (y un tercero que no recuerdo lo que dura). Es curioso porque acostumbran a estar constreñidos por las páginas de la revista en la que se publicó en su momento.

Las historias en sí me parece buenas las tres, y aunque la primera sea más larga y tenga más acción me parece más graciosa la última, donde Ryo hará de guardaespaldas de una chica de instituto.

Son historias divertidas, con acción, algo guarrillas por momentos (como las constantes erecciones del protagonista) pero con un tono simpático que casa muy bien con los momentos dramáticos. Además, la relación entre los dos protagonistas funciona como un tiro, y se va afianzando poco a poco a medida que se conocen más y les conocemos nosotros.

Estoy disfrutando mucho de la relectura, quizás más que en su momento, tendré que intentar encontrar alguna forma alternativa de seguir leyendo en el punto en que lo dejó mangaline en su momento.

lunes, 30 de julio de 2018

PS4 - Crash Bandicoot 3


Con éste juego pongo punto y final al repaso que le he pegado al remaster de la trilogía de Crash Bandicoot. Una tercera entrega que supone un estupendo final para lo que veníamos viendo hasta ahora, pero no nos adelantemos.

Historia: De verdad que a éstas alturas esperamos que un Crash Bandicoot tenga trama digna de tal nombre?

A ver, supuestamente el hermano de nuestra máscara es un mamoncete que quiere hacerse con los cristales junto a Cortex, y nosotros tendremos que impedirlo. Para ello iremos a lo largo de 25 niveles y 5 boses (más unos poco más para los completistas).

Apartado Técnico: Lo que es el músculo técnico es exactamente igual que en los juegos anteriores, un juego muy vistoso, que corre ágil y sin tirones pero que no supone ninguna virguería técnica. Una actualización de un juego con muchos años a sus espaldas.

Pero sí que destaca en sus escenarios, más que juegos anteriores, gracias a una mayor variedad de los mismos (china, egipto, roma, misiones en avión, lancha, submarinas, motos...) en fin, siempre da la sensación de estar viendo algo nuevo, todo artísticamente bien trabajado y con un colorido que llama la atención.

Banda sonora y efectos resultones y que apelan a la nostalgia (para los que jugamos los originales) pero no destaca comparándola con otras contemporáneas.

Jugabilidad: Para ésta tercera entrega desde Naughty Dog quisieron poner toda la carne en el asador, con un juego que cogía lo de los dos anteriores y lo refinaba hasta el máximo que el género plataformero podía dar.

En las fases de plataformas es un juego de dificultad media (al contrario que los anteriores) algo que le hace mucho más asequible y evita el tener que farmearse unas vidas para pasar ese nivel imposible. Una dificultad que escala pero que no desespera y que cualquiera puede terminar.

Añade además un montón de fases distintas (entre boses, huir hacia la pantalla, carreras en moto, subidos a los de un tigre, en una lancha, en un avión o bajo el agua). Son niveles con mecánicas nuevas y que ayudan a que las plataformas no saturen, dando como resultado un juego mucho más ágil y entretenido de jugar.

Eso sí, sigue siendo un reto para los que quieran desbloquear el máximo porcentaje del juego (sobre el 30 si no coleccionas nada), algo que dará algún nivel más, además de la satisfacción al jugador.

Ah, y que no se me olviden los poderes desbloqueables al terminar cada uno de los cinco “mundos”, que harán que volver atrás sea más sencillo.

Opinión Personal: Como he dicho en la introducción, ésta tercera entrega de la saga es un refinamiento de lo visto en las dos anteriores, mayor variedad de escenarios y mecánicas jugables unidos a una dificultad mucho más medida. Es algo que hace que el resultado final sea mucho más satisfactorio y no tienes ganas de lanzar el mando contra la tele en ningún momento.

Y lo hace sin perder su desafío, ya que conseguir todos los coleccionables (para ver el final real del juego) no es moco de pavo, y llevará un buen puñado de horas a no ser que seáis dioses del mando. Intentos e intentos en cada nivel hasta que os los conozcáis al dedillo. Eso sí, es opcional y sólo para completistas.

En general es un juego que funciona mucho mejor, especialmente comparado con el primero. Un traer a 2017 un juego de 1998 y hacerlo con gusto y respetando todas las mecánicas pero actualizando su apartado técnico.

Posiblemente sea el mejor exponente del género en su época (plataformas 2D), un referente que acabó de poner a Naughty Dog en el mapa, antes de que siguieran refinando la fórmula con los Jack & Daxter.

Éste se puede disfrutar aunque no seas fan nostálgico, pero que despierta algo en tí si tienes (como yo) los tres primeros en la estantería.

Buen juego, divertido y que vale la pena si te va el género.

Valoración Personal: 8,5.
Valoración Meristation: 8,8. (Nota trilogía completa)
Valoración Metacritic: 80. (Nota trilogía completa)

sábado, 28 de julio de 2018

Hace un año CXCII... Spider-Man Homecoming

Escribo éstas líneas apenas media hora después de haber ido al cine, y aunque sólo se publiquen ahora en mi blog secundario (Entrepulgadas), creo que vale la pena hacer la reseña en caliente.

Spiderman homecoming supone la vuelta del personaje de Marvel a su casa, la entrada al universo cinematográfico del que es (para mí, otros dirán que Lobezno) su buque insignia, y un personaje sin el que no concibo dicho universo. Y lo hace tras ser introducido ya en la Civil War mediante un muy buen cameo que marcaba el camino de lo que estaba por venir.

La película nos muestra a un Spiderman de quince años, estudiante modelo, con un amigo freak, una chica que le gusta y una vida secreta ayudando a las buenas gentes de Nueva York. Es un héroe pequeñito, y él quiere ser grande, no en vano ha peleado ya con el mismísimo Capitán América.

En éstas que se cruza en su camino el villano interpretado por Michael Keaton, uno de los mejores que he visto en el universo Marvel, y Spiderman se pone como objetivo capturarle para que Tony Stark reconozca su valía y lo nombre miembro de los Vengadores.

Y así pasaremos la película, entre los problemas propios de la edad, la persecución a Keaton y los momentos de adolescente loco pidiendo atención del bueno de Stark. Acción a raudales, mucho humor (más del normal) y un giro de guion que no me esperaba y me ha gustado mucho.

Actoralmente no tengo nada que reprocharle a la película: Keaton me encanta, Downey Jr. está a lo suyo, el amigo me parece entrañable y la tía es hasta demasiado mayor para la edad que se supone tiene Peter. Y luego está Tom Holland como Peter Parker, que como Spiderman me parece perfecto y como Peter creo que es un poco demasiado excitable (o depende demasiado de la figura de Ironman).

Vale que Peter carece de figura paterna y ser parte de los vengadores mola mucho, pero creo que se incide demasiado en ello, aunque sea base capital en el crecimiento personal del personaje.

Evidentemente la acción está muy bien, los efectos especiales son de lo mejor que se puede ver y todo lo que atañe a la producción está a un nivel altísimo. Eso sí, cierta escena de acción (la última) es tan confusa y está tan movida que me ha sido imposible seguirla; espero que en casa la cosa se vea mejor (acostumbra a pasar) pero me ha sacado de la película con tanto meneo.

Por último está la banda sonora, una música indigna de Michael Giachino y que no hace énfasis en ningún momento en la épica que debería tener en algunos momentos. Incluso carece de un tema para asociar a Spiderman que se te quede. Posiblemente sea lo peor de la película y lo que ha hecho que momentos visual y emocionalmente muy buenos no me hayan llegado como deberían haberlo hecho.

Y sí, Spiderman homecoming me parece una película objetivamente muy buena y totalmente recomendable, pero al salir del cine no he salido con el mismo subidón que (por poner las tres últimas) con Wonder Woman, Doctor Strange o Guardianes de la Galaxia 2. Quizás mi hype era excesivo, quizás hay demasiado Tony Stark, o quizás la música me ha fallado, pero el caso es que mi personaje favorito de Marvel ha tenido una gran película que no veo superior a la primera de Sam Raimi o a la primera de Andrew Gardfield. Eso sí, ahora nos queda el Spiderman que quiero ver para siguientes películas, espero que no le hagan involucionar.

Valoración Personal: 8.

viernes, 27 de julio de 2018

La Leyenda de Final Fantasy VII


Se veía venir, con lo que disfruté el libro sobre Zelda tenía que hacerme con otro de los de la editorial para ver si me estaba perdiendo un género de gran calidad o simplemente había tenido suerte con el primer libro con el que me había puesto. El elegido? Final Fantasy VII.

Historia: Al igual que con mi reseña anterior, en ésta es evidente que no hay una trama como tal que seguir, con su nudo, desarrollo y desenlace. Aquí, lo que tenemos, es un libro de divulgación que intenta profundizar en el universo de Final Fanatsy VII y todos sus spin offs.

Para ello contamos con más de 300 páginas de material de la Final Fantasy Compilation. Haciendo especial hincapié tanto en hacer un resumen de los acontecimientos de la misma (más de 100 páginas) como en trocear el juego central y todos sus apartados y analizarlos.

No sólo eso, ya que tendremos espacio para los otros subproductos con el VII en su carátula, como la película, el juego de moviles o el de PSP. Un recorrido exhaustivo por todos ellos y un análisis pormenorizado de casi todos sus elementos.

El libro está bien estructurado, los apartados son claros y no se hacen largos (cuatro páginas para hablar de la música me parecen hasta pocas), y cuando el libro se pone algo sesudo siempre hace referencias a otras obras o al simbolismo que hay detrás de algunos elementos.

Opinión personal: La Leyenda de Final Fantasy VII es un libro escrito por fans y para fans del juego, ya sólo con el repaso a su trama vale la pena acercarse a él, y luego se mete con mecánicas, decisiones de diseño, personajes, etc...

Información hay para parar un tren, pero creo que el libro se toma excesivamente en serio a sí mismo, ahondando en temas que pueden ser interesantes (como la espiritualidad detrás del título) pero haciéndolo de un modo que se hace un poco pesado en más de un momento.

No me entendáis mal, si queréis información y análisis los tendréis en cantidades industriales, pero se echa de menos un tono un poco más personal, un poquito de transmitir las sensaciones que se tenían a los mandos del juego. Entiendo que el libro podría ser muchísimo más sesudo, pero creo que cuando uno se acerca a un libro de éste tipo es para recordar lo que sintió al jugar el juego, además de conocer a las personas que había detrás (sólo habla un poco extensamente de dos de ellos) y por qué se tomaron ciertas decisiones o qué supusieron para la industria después.

Aquí lo que se hace es diseccionar todos los productos de ocio relacionados con Final Fantasy VII (juegos y película), hablar de mecánicas, de música, de qué aportaron a la saga... aunque le falta pasión. Sí, esa es la palabra que buscaba.

Aun así, un buen libro que debería estar en la estantería de los fans del juego, que os recordará muchos momentos buenos e incluso puede que os descubra algún detallito que habíais pasado por alto. Y si, como yo, lo tenéis todo menos el de móviles... mejor que mejor, porque todo tiene su espacio.

Vale la pena? Sí, aunque si el de Zelda lo recomendaba a todo el mundo, éste sólo puede hacerlo para los fans.

Valoración Personal: 7,0..
Valoracion en Amazon: Sin puntuar.

jueves, 26 de julio de 2018

PS4 - Rime


Si hubo un juego indie que se llevó las miradas de todo el mundo ese fue, ni más ni menos que Rime, una obra española que destacó por un apartado artístico tremendo que recordaba a las obras de Fumito Ueda y en el que se fijó Sony para invertir.

Los años pasaron, el juego parecía que no acababa de ser lo que se nos vendió y Sony abandonó el proyecto. Allí nos temimos lo peor, pero el juego acabó saliendo, y esto es lo que llegó hasta nosotros.

Historia: Rime es uno de esos juegos que nos cuenta la historia mientras jugamos, de estar atento a nuestro alrededor y disfrutar del viaje del protagonista (en eso me ha recordado a Journey). Aun así, el estudio sí que se preocupa para darnos un contexto y un final (muy bonico).

El punto de partida es muy sugerente (no diré más, el juego es corto y vale la pena descubrirlo por uno mismo), controlando a un niño con una capa roja que parece haber naufragado en una isla.

Así, empezaremos a investigar la isla, en un viaje que nos irá dando detalles sobre la misma y sobre lo que le ha pasado al niño.

De verdad, que aunque parezca que no, hay una historia trabajada y muy disfrutable en ésta aventura.

Apartado Técnico: El apartado por el que el juego llamó la atención, con un apartado artístico tremendamente colorido (que recuerda en el personaje a diseños del Team Ico), con unos escenarios aparentemente amplios, con ruinas que parecen antiguas y otros elementos que dan mucha personalidad al conjunto.

Es el exponente máximo de artístico sobre técnico. Siendo éste segundo más limitado, en un juego que no muestra grandes efectos en pantalla y rascando en el frame rate incluso jugando en una PS4 Pro (cuando el juego debería funcionar estupendamente en una PS3, vamos mal optimizado).

Pese a éstos fallos técnicos, repito que el apartado artístico se sale, y nos transmite más de lo que parece a simple vista.

El aspecto sonoro también hay que destacarlo, con un score tremendo, con unos pocos temas muy bien escogidos e instrumentados que nos transmitirán multitud de emociones. Quizás el tema cantado (en castellano) esté un poquito por detrás, pero el resto es una banda sonora para tener en Cd.

Jugabilidad: Aquí tendremos distintas zonas (creo recordar que cuatro) que explorar con mayor o menor libertad, intentando resolver los distintos puzles que se nos plantean.

El personaje no es ágil, no sabe luchar, no hay acción. Aquí lo que prima es el resolver esos puzles para seguir avanzando y ver más partes del mundo al que hemos caído.

Y es algo que se solventa con mucha sencillez: moverse, saltar, gritar y botón para realizar acciones. Y con eso podremos hacerlo absolutamente todo.

Quizás el desarrollo sea sencillo, pero creo que el juego prima el avance del jugador y se preocupa porque no se atasque (algo que se agradece, porque rompería el ritmo de la partida).

También hay que mencionar que es una aventura más bien corta (5 o 6 horas), algo que debe valorar cada cual. Y aunque tenga coleccionables, no alargan más que otro par de horas la duración de la misma.

Opinión Personal: Les he nombrado más de una vez, pero es que éste Rime recuerda mucho en el concepto al de las obras del Team Ico (Ico, Shadow of the Colossus y The last Guardian). Y lo hace no sólo por algunos elementos del plano artístico, sino que lo hace por algo más profundo: el concepto de juego.

Rime es un juego hecho por sustracción, es decir, se quitan los elementos innecesarios (como indicadores en pantalla o la acción) y se deja una jugabilidad muy básica para contarnos una historia más de sentimientos que narrativa pura. Es algo que consigue hacer, transportándonos al viaje de éste chico y haciendo que nos metamos en el mundo que nos propone.

Posiblemente el elemento que más te mete en ese mundo es la música seguida del apartado artístico, un portento que hay que disfrutar con los cascos puestos.

La lástima y lo que le aleja del sobresaliente viene desde lo técnico (rascadas de framerate inexplicables) y de unos puzles un tanto planos. No digo que tuvieran que hacer cosas complicadas e imposibles, digo que las mecánicas que nos presentan no acaban de explotarse, o que no hay ese puzle que recuerdes una vez terminado el juego.

Entiendo que lo hacen para que la partida sea fluida (casi sin parones), pero un pelín más de complejidad no hubiera ido en detrimento del ritmo (que en mi opinión cae en el segundo episodio del juego para remontar en el tercero y el cuarto), aunque sólo fuera un pelín.

Con todo el juego es una experiencia que hay que jugar, un juego distitno que abraza el espíritu de Fumito Ueda y lo interpreta a su manera, dando como resultado un juego corto, intenso y que a poco que se hubiera pulido un poquito más sería totalmente imprescindible.

A mí me ha encantado, y es un juego que recomendaré incluso teniendo en mente los errores que arrastra. Una experiencia contemplativa a la que los que sólo buscan acción no deberían acerarse. En cambio, si tenéis una tarde un poco larga y os apetece probar algo un poco distinto… hacer con Rime, no os arrepentiréis.

Valoración Personal: 8.

miércoles, 25 de julio de 2018

Naruto #69


Pero qué genialidad de portada tiene éste gran tomo 69. Lee, su maestro y... tres grandes personajes totalmente on fire que nos spoilean un poquito el final del tomo, pero bueno, como es lo mejor con diferencia se lo perdonamos.

Lo que es el tomo en sí sigue con la lucha contra Madara y la necesidad de separarle de los Biju (además de evitar la muerte de Naruto). Es un combate que parece perdido de antemano, con una diferencia tan abismal que no vale la pena ni mencionarla.

Pero entra en escena Obito, otro malo que recapacita y se pasa al lado luminoso in extremis, demostrando otra vez más el poder que tiene Naruto de acercar la gente a su forma de ser.

Lástima que con lo épico que es el combate y la escala que tiene, le falte ritmo y enganche, quedándose bastante flojo y conformando un tramo del tomo muy sosete.

Pero llega Gai en el mejor momento para salvar el día, y el tomo. Éste final tengo que verlo en la serie de animacion.

Y hasta aquí. Quedan cinco más y terminamos.

Naruto #68


Me gusta, me gusta el olorcito a final que tiene éste comic ya por los cuatro costados, y me gusta que se vayan “cerrando” distintas etapas. Es un tomo que termina a su manera el combate contra Obito, y lo hace de la mejor (y típica) manera posible: juntando el poder de todos los ninja en una especie de juego de estirar la cuerda en la que la unión acaba por hacer la fuerza.

Son combates espectaculares visualmente, pero muy alejados de las técnicas ocultas o de intentar engañar al rival: aquí la idea es pegar al otro todo lo fuerte que se puede, sin sutilezas.

Luego está la “conversión” de Obito, algo que se veía venir y que se ha preparado durante unos cuantos tomos, lo que hace que se sienta más orgánica de lo esperado. Entonces, malo eliminado, final del manga? No.

Porque como no podía ser de otra manera el malo ahora ha pasado a ser Madara, resucitado y con todo saliendo según sus planes (que seguro que Mashima ha improvisado sobre la marcha, al menos cómo van sucediendo las cosas) que no acaban de cuadrar con lo visto hasta el momento, pero oye: nuevo final boss a derrotar, full power!

Cuatro tomos por delante para terminar y sigue pareciéndome tremendamente entretenido, y con más épica de la esperada.

martes, 24 de julio de 2018

Ranma 1/2 #14


Tochal número 14 de Ranma, que he cometido el error de leer justo después del anterior y me ha acabado pasando lo de siempre: lo cojo con ganas porque he disfrutado mucho del de antes y a la que llevo unas cuantas páginas me empiezo a saturar.

Ranma no debe leerse demasiado seguiro! Un tochal cada dos meses me parece un buen ritmo XD.

En lo que respecta al tomo que nos ocupa, hay que decir que las historias no están nada mal. Me ha gustado especialmente una en la que la profesora se enamora del padre de Akane. Además, hay pocas tramas auto conclusivas, incluso hay una que dura casi medio tomo (la de un tipo que se hace pasar por Ranma).

Tras todas las páginas que llevo de ésta obra sigo teniendo la mismo opinión que al principio: es un comic divertido, hijo de su tiempo (especialmente en el ritmo y el humor) que ha sabido envejecer bien gracias a su dibujo y al carisma de sus personajes, y que tiene gran parte de su atractivo en la nostalgia que despierta a los que lo disfrutamos de pequeño.

Divertido? Sï. Se deja leer? Sí. Imprescindible? No.

lunes, 23 de julio de 2018

Haikyu T1


El acuerdo de Netflix con Selecta Visión va a traer un buen puñado de animes al blog, algo que hacía tiempo que no sucedía y que va a pasar de forma inevitable XD.

Uno de los primeros va a ser la primera temporada de Haikyu, un anime de deportes centrado en el voleibol que tiene todos los tópicos del género, y que paso a comentaros a continuación.

Estudio:  Production I.G.
Nº Capítulos: 25
Manga original de: Haruichi Furudate

Historia: De nuevo estamos con el típico chaval japonés, en ésta ocasión es un chico bajito que, tras ver un partido de volei por la tele decide dedicarse en cuerpo y alma a éste deporte. El principal problema es que en la escuela baja no hay jugadores en su colegio...

Pero cuando llega a la secundaria alta se encuentra con un grupo de chicos tan apasionados como él por el deporte.

Ya sabéis que viene: presentación de personajes, creación de relaciones, aparición de rivales, momentos de superación, amistad, etc... todo lo típico del género de deportes os lo encontraréis aquí, con la particularidad de estar centrado en un deporte bastante minoritario (al menos aquí en España).

Personajes: Como buen anime deportivo tenemos un buen puñado de personajes, desde el equipo donde juega el protagonista (mánager, entrenador y suplenetes incluídos) hasta lo que les hace ser una obra distinta o destacar: los rivales.

Aquí se presentan un puñado de rivales bastante carismáticos, algo que hace los partidos mucho más interesantes.

Dentro del grupo protagonista tenemos al prota (un chico bajito pero con grandes capacidades atléticas) al colocador (un genio que siempre ha sido tildado de egoista) o al as (un chico frustrado por el último partido que jugó).

Se crean dinámicas muy buenas, y aunque las personalidades acaben cayendo en los tópicos, algunos momentos hacen que les cojas cariño y se aleje un poco de las escenas habituales en los animes de deportes (de los que se ríe en alguna ocasión).

Caracteres fuertes y que evolucionan son la guinda a unos buenos personajes. No a la altura de los clásicos del género (como Slam Dunk) pero sí a un nivel superior a lo habitual (Kuroro no Basket, por ejemplo).

Apartado Técnico: Fue lo primero que me llamó la atención al acercarme a éste anime, tenía un dibujo muy molón acompañado de una animación a la altura de los tiempos en los que estamos.

Lo bueno del caso es que no se limita a tener buena animación en los capítulos clave, sino que toda la temporada tiene un nivel muy alto (vamos, como un buen anime moderno).

Los diseños de los personajes (heredados del manga) también ayudan mucho, todos distintos y muy carismáticos.

Por último está la música, elemento que eleva un poquito el producto sobre la media, con openings y endings muy buenos y un score que acompaña a la perfección (en momentos bajos y altos).

Opinión Personal: Haikyu es un anime de deportes muy entretenidos, uno de esos que tiene todo lo que hace del género algo que engancha pero con suficientes elementos propios como para hacer del visionado algo más placentero.

Lo primero serían un muy buen dibujo y animación, imprescindible en un anime movido como es éste.

Luego están unos buenos personajes y unos buenos rivales, otro imprescindible si quieres llegar a algún sitio en éste mundo.

Otro elemento que me ha gustado y que no había comentado aun es un aparente realismo en los partidos. Aquí no hay efectos especiales ni tiros increíbles: los personajes fallan y el enfoque es distinto al de, por ejemplo, Prince of Tennis. Aquí los jugadores sudan, se cansan, se enfadan, pierden... y es algo que se agradece mucho.

Es un anime con dos temporadas más en Japón (que espero nos lleguen), pero que queda lo suficientemente cerrado como para que no te dejen colgado al final. Otro punto a favor.

Como elementos negativos tenemos un par de partidos demasiado largos, o un bajón en el ritmo en un par de tramos de la serie. Ah, y que no innova en nada de lo que hace.

Aun así, creo que puede valer la pena si te gusta el género (o el deporte que trata) y quieres ver una serie que no te exija demasiado.

Si buscas una obra maestra... vete a Slam Dunk.

Valoración Personal: 7.

sábado, 21 de julio de 2018

Hace un año CXCI... Dunkerque


Es difícil que uno esté más hypeado de lo que estaba yo antes de verme ésta película, no en vano venía de un buen puñado de películas de Nolan que me habían encantado, y ésta estaba teniendo críticas estupendas. Pero no me preguntéis porqué, no ha sido hasta ahora que no he podido meterle mano, y éstas son mis impresiones.

La película nos cuenta cómo unos cuantos miles de soldados británicos quedan atrapados en la playa de Dunkerque: el ejército alemán está a punto de llegar, y ellos quedan en una situación realmente angustiosa.

Premisa sencilla en un lugar de la segunda guerra mundial bastante desconocido (para mí al menos), en una película que aparentemente es bélica, pero que lo único que tiene de ello es el envoltorio, lo que aquí nos quieren contar son otras cosas: la angustia de los soldados, la esperanza de los civiles que cogen sus propios barcos para ir a buscarlos, la solitud de un piloto inglés defendiendo a los suyos, y lo que hacen algunos para sobrevivir.

Sobre el papel y con un metraje escaso (107 minutos) la película lo tiene todo para gustarme, y lo hace, pero no hasta el punto en que lo han hecho otras películas de su director.

Objetivamente todos los aspectos formales son impecables: sonido, montaje, dirección, banda sonora... pero en mi opinión deja demasiada narración a las imágenes, faltando un poquito de diálogo o alguna historia algo más protagonista. Porque la sensación que me ha quedado al terminar la película no ha sido de épica, ni de alivio, ni de sobrecogimiento; en ningún momento me han importado lo más mínimo los soldados ni su situación.

Quizás el problema lo tenga yo, que he sido totalmente incapaz de empatizar con una película que me ha gustado, pero no hasta el punto que podría haberlo hecho (y que sí hizo una contemporánea dirigida por un tal Mel Gibson llamada hasta el Último Hombre).  Las comparaciones dicen que son odiosas, pero la película de Gibson me parece muchísimo más redonda que ésta.

Con todo una película impecable, a la que le falta ese puntito para ser excelente. Seguro que si la veis la disfrutaréis mucho, y quizás si que le veáis ese plus que yo he sido incapaz de verle.

Valoración Personal: 8

PD: Los actores están bien, pero me parecen un poco desaprovechados.

viernes, 20 de julio de 2018

Zelda, detrás de la Leyenda


Desde la novela de Cristian Blanco que no me ponía con un libro (unos meses) y éste ha sido de un género que no había tocado hasta el momento. Un libro sobre videojuegos.

Digamos que es una especie de biografía de la saga The Legend of Zelda. Ha valido la pena entrar en éste género? Veámoslo.

Historia: La historia de The Legend of Zelda es la de todas y cada de unas de las consolas que Nintendo ha lanzado al mercado. Una larga travesía repleta de ideas acertadas, también errores, pero siempre impregnada por la voluntad de innovar y tratar de cambiar todo lo establecido en el mundo del videojuego. Poder, valor, sabiduría pero también magia, fantasía y aventura han sido los ingredientes principales de esta saga a lo largo de sus más de treinta años de existencia. En Zelda, detrás de la leyenda se encuentran las interioridades de cada una de las entregas de la franquicia, además de un exhaustivo análisis de sus personajes, mecánicas y tramas argumentales. Un libro que profundiza también en el contexto y en las mentes de los creadores que han dado vida a videojuegos inolvidables. ¿Qué papel ha jugado Shigeru Miyamoto dentro de la saga? ¿Cómo ha sido la evolución profesional de Hiidemaro Fujibayashi? ¿Por qué Yoshiaki Koizumi no siguió en el equipo?¿Quién marcará el devenir de The Legend of Zelda en el futuro? Salva Fernández tratará de dar respuesta a esta y otras preguntas en las páginas de este libro, que constituye también un tributo a una de las franquicias más longevas e icónicas de la historia del videojuego.

Se me hace muy raro hacer una reseña al uso de éste libro, ya que no tiene un desarrollo normal, ni un argumento que seguir, ni personajes... es un repaso a la saga The Legend of Zelda desde el primero hasta Breath of the Wild, pasando por las portátiles y algunos spinn off.

El libro hace especial hincapié en Ocarina of Time, siendo el eje central del repaso a la saga, pero no por ella olvida dedicar algunas páginas a todos los Zelda principales, tanto de sobremesa como en portátil.

En éste repaso se nos contarán cuatro claves sobre cada uno de los juegos de la saga, su argumento, en qué momento llegaron, qué aportaron a la saga y quienes fueron los que participaron en la creación.

Lo que podría convertirse en una secuencia de datos y nombres sin fin, es todo lo contrario, aportaciones personales del autor sobre los datos junto con anécdotas del desarrollo de los títulos o el porqué de algunas de sus decisiones de diseño.

Opinión personal: Tenía cierto miedo al coger éste libro, 256 páginas hablando de la saga Zelda (de mis favoritas, pero no los he jugado todos) se me podían hacer muy cuesta arriba. Pero entre que el periodista que lo ha escrito me parece bastante bueno e hizo una campaña de acoso y derribo de publicidad... pues me hice con una copia de la edición limitada.

Las primeras páginas ya me dejaban claro que mis miedos eran infundados. El texto es muy ameno, y a poco que te interesa la saga te lo lees sin apenas darte cuenta. De hecho, incluso eché de menos algunos de esos fríos datos que tanto miedo me daban.

El que cada Zelda tenga su espacio (no excesivamente extenso, pero suficiente) y que no se limite a dar información sin más es su principal punto fuerte. Es un libro escrito por un fan que se ha informado y que quiere transmitirnos su pasión por la saga, juego a juego, parándose en los momentos más importantes de cada uno de ellos y recordándonos algunos de sus grandes momentos.

Tiene tiempo también para hablar de los creadores, con una serie de citas a entrevistas que le dan mayor fondo a la obra. Unos creadores que han ido evolucionando con la saga y cogiendo responsabilidades con el tiempo.

Por último está ese toque personal, como si fuera un amigo el que nos estuviera contando su experiencia y no un profesor a un alumno. Hace el libro mucho más cercano, hasta el punto de que te olvidas de que estás leyendo y casi te parece oír la voz del autor contándote una anécdota o de qué iba ese juego (o qué hizo mal).

Vamos, que Zelda, detrás de la Leyenda ha sido una experiencia mucho más que grata, un libro que me ha abierto los ojos a todo un mundo nuevo (la editorial, Héroes de Papel tiene multitud de libros de temática videojueguil) y me ha hecho ponerlo en un lugar destacado de mi estantería.

Como notas negativas diría que la edición coleccionista destiñe, perdiendo el dorado (algo que he intentado limitar poniéndole una sobrecubierta cuando me he dado cuenta) y que igual se echan de menos más imágenes de los juegos (más allá de fotos a las cajas no hay ninguna) o algún dato de ventas/ranquin de puntuaciones. Fallos menores (y el de la edición no lo sufriréis porque está agotada) que no desmerecen en nada un libro sobresaliente en todos los apartados.

Si os va la saga, no dudéis que es una compra imprescindible y que disfrutaréis mucho.

Valoración Personal: 9,2.
Valoracion en Amazon: 8,0. (Sólo hay un comentario cuando escribo éste texto).
Valoración en Goodreads: 8,0. (Aquí con dos comentarios)

jueves, 19 de julio de 2018

PS4 - Crash Bandicoot 2 (Cortex Strikes Back)


La primera entrega de éste remaster me dejó un tanto frío. Es cierto que el respeto por el original era máximo, pero lo fue tanto que se olvidaron de pulir un poco mejor el control del personaje, volviendo algunas fases un auténtico infierno en la Tierra.

Escarmentado ya, me acerqué a la segunda entrega de la trilogía, y esto es lo que me encontré.

Historia: Aquí tenemos un poquito más de trama que en su primera entrega, pero sigue siendo un mero adorno para seguir superando fases una tras otra en la búsqueda de los cristales que nos piden.

Aparentemente Cortex (el malo del primer juego) necesita ayuda para hacer frente a una amenaza, para ello nosotros nos pondremos a superar niveles buscando unos objetos que necesita para su máquina. Y ya.

Apartado Técnico: Mira que he jugado la primera entrega ya de la saga, pero su lavado de cara me sigue sorprendiendo.

Los escenarios coloridos, las animaciones de personajes y enemigos, la fluidez con la que todo se mueve... no es que estemos ante un juego puntero (ni mucho menos) pero sí que tenemos un juego de hace muchos años mejorado a lo que las máquinas de hoy pueden dar.

El trabajo artístico ya estaba hecho, pero ésta subida de resolución y éste rehacer de modelados le hacen parecer un juego totalmente nuevo.

Jugabilidad: Pegar saltos ocupará la mayor parte de nuestro tiempo, y hacerlo en unos niveles sin (apenas) vías secundarias se antoja sencillo. No? Pues más bien no.

Ésta segunda entrega de Crash sigue manteniendo un buen nivel de dificultad para que las pantallas (especialmente las últimas) sean un reto para el jugador, pero en ésta ocasión no tiene el defecto que tanto daño me hizo en la primera entrega: el control es muchísimo más preciso, algo que se agradece y rebaja sobremanera la dificultad. Aquí tenemos una curva bien medida que podrán superar aquellos con la habilidad (o las vidas) suficientes.

Se añade cierta variedad al conjunto con niveles montados en un oso, o los típicos de huir de la bola gigante. No hay muchos por suerte, ya que la esencia del juego es la que es.

Y luego están los coleccionables, un buen puñado de gemas y reliquias que encontrar, que no únicamente nos permitirán subir el % de juego, sino que nos llegan a desbloquear hasta un final alternativo.

Mucho mejor que el anterior aunque sigue contando con algunas imprecisiones.

Opinión Personal: Reconozco que esperaba algo más de la primera entrega, el juego era bueno, pero esos momentos desquiciantes me hicieron tener unas ganas locas de acabarlo, más que de disfrutarlo.

Con ésta segunda entrega no me ha pasado lo mismo. Aquí el juego está mucho más medido, y los niveles siguen estando muy bien diseñados.

Hay un poco más de variedad, los gráficos son igual de buenos y el sabor de boca final es mejor.

Eso sí, para una primera vuelta es un juego más corto (poco más de cinco horas) algo que muchos verán como un handicap, pero que yo veo como un acierto: la trama principal dura eso, si quieres llegar al 100%... ya es otra historia XD.

Un buen plataformas clásico, que ahora sí recupera la esencia (que tenía yo en mi cabeza) de la segunda entrega y la trae a nuestros días con un remaster imprescindible para nostálgicos o para fans del género.

Yo lo he disfrutado, y ya tengo ganas de ponerme con la tercera (y última entrega).

Valoración Personal: 8.
Valoración Meristation: 8,8. (Nota trilogía completa)
Valoración Metacritic: 80. (Nota trilogía completa)

miércoles, 18 de julio de 2018

Naruto #67


No me diréis que la portada de éste comic no mola: Naruto y su padre mano a mano enfrentándose al malo (o uno de los dos, algo que en la primera lectura se me hizo confuso, ya no sabía quién era quién...).

Otro tomo más que me da una bofetada en la cara y me recuerda lo mal que le ha ido a éste manga la periodicidad de publicación. Cómo puede ser que la primera vez que leí esto lo hiciera con ganas de acabar y sin tener claro quién era el malo? Pues porque entre tomos pasaban meses!

El tomo en sí no deja de ser más de lo mismo de lo visto en los últimos (o en algunos de los últimos): la batalla final entre el mundo ninja y los dos Uchiha asqueados del mundo que lo quieren convertir en una ilusión. Y qué sucede en éste? Que Obito se convierte en Jinchuruki, pasando al primer plano del combate debido a su descomunal poder (ya veremos qué hace Madara al respecto).

Combates, escenas molonas, gente contra las cuerdas, bajas, técnicas de destrucción masiva... y por encima de todo Naruto y su padre molándolo todo.

Es evidente que la escala de poder de la obra se ha ido a tomar viento, pero siendo el final de la misma es hasta perdonable. Disfrute, fanservice y grandes momentos.

Naruto #66


Tomo 66 y la sensación de estar en la batlla final es ya de órdago: todos lons ninja (menos los cinco Kage, que ya llegarán) en un mismo sitio y haciendo frente a Madara y al Biju. Momentos de lucimiento para casi todos ellos, reencuentro del grupo siete, llegada de los cuatro Hokage... en emoción no hay quien pille a una obra shonen que esta terminando.

Posiblemente la llegada de los Hokage es lo que más me ha gustado, especialmente la del padre de Naruto (cómo no), incluso más que la tan esperada (por algunos) reunión del famoso grupo siete, en la que los tres personajes parecen brillar a niveles similares.

Que sí, que Kakashi/Obito también están a lo soyu, pero me parece que, aunque tenga dramatismo, está a un nivel de interés bastante menor que el resto del tomo.

Buena acción, técnicas enormes, reencuentros, situaciones desesperadas... pero qué leches hizo mi memoria conmigo? Tanto cambia leer una obra al ritmo que uno quiere en lugar de las eternas esperas al ritmo regular)? En mi caso no hay duda, el tomo cada unos cuantos meses me mató el disfrute de esta obra, que hora estoy gozando incluso en el tramo que más palo me daba recuperar. Igual tengo que retocar mi reseña...

martes, 17 de julio de 2018

Ranma 1/2 #13


Ranma me gusta, son ya unos cuantos tomo y en general me está pareciendo un manga muy divertido hijo de su tiempo (y el país del que viene). Además, me pasa una cosa curiosa: cuando hace tiempo que no me acerco a un tomo lo cojo con más ganas y lo disfruto más.

Dicho esto, el tomo que nos ocupa hoy me ha hecho disfrutar mucho. Y no tengo claro si es porque llevaba tiempo sin leer y no estaba saturado o simplemente es un tomo por encima de la media.

Lo primero es que las tramas duran todas varios capítulos, y aunque eso no lleve a que avance absolutamente nada la trama de fondo, sí que consigue engancharte un poco más, darte una continuidad que el comic necesita y agradece.

Son tramas bastante decentes. Desde la profesora nueva que se transforma hasta el príncipe del principio del tomo pasando por el chico del pasado de Akane. Es un universo muy rico, con personajes loquísimos y que no debes tomarte en serio, pero que siempre consigue sacarte la sonrisa.

Así que sí, éste tomo me ha gustado. Pero ahora no sé si esperarme un tiempo a leer el siguiente para cogerlo con más ganas o arriesgarme a saturarme de su peculiar humor y leerme otra de seguido. Qué hago?

lunes, 16 de julio de 2018

PS4 - Knack


La PS4 tuvo dos grandes juegos de lanzamiento que intentaban demostrar la potencia de la consola. El primero y el que más éxito tuvo fue Killzone. El otro fue Knack.

Historia: Estamos en un mundo donde la tecnología se basa en unas misteriosas reliquias de una civilización anterior a la nuestra. Aquí, un conocido profesor ha usado algunas de esas reliquias para crear un robot con consciencia capaz de absorber las reliquias para ser más poderoso.

El juego arranca cuando una tribu de goblins ataca un fuerte humano, lugar al que enviarán al robot (y a otras fuerzas de seguridad) para acabar con el enemigo. Un punto de partida que mezclará dos o tres tramas (goblins, malo humano, reliquia a descubrir) en una serie de escenas hechas con el motor del juego que sorprenden por lo cercanas que están a las películas de animación actuales.

La trama tiene algunos giros y los personajes están bien hechos. Peca de convencional? Sí. Pero divierte y quieres seguir adelante para ver qué sucederá a continuación.

Apartado Técnico: El juego se muestra con un apartado técnico sólido y tremendamente colorido, donde la variedad de escenarios y la fluidez son sus mejores bazas.

Al ser espacios cerrados y un juego pasillero, los creadores han podido hacer un trabajo destacable, que es muy bonito de ver y en el que un niño se quedaría mirando pensando que es una película (tengo uno, me ha pasado).

La variedad de enemigos (van siendo los mismos con algún añadido) superando ampliamente la decena quizás se hace algo repetitiva. O lo se echa de menos algún escenario donde combatir que no sea el mismo con otra “skin”.

Mención especial merecen las escenas donde se narra la trama del juego, aquí el motor y los personajes brillan, y es lo más cercano a una peli de Pixar que he visto en mi PS4. Puede que los diseños ayuden a ello, pero es para verlo en movimiento.

La banda sonora tiene cierta épica y un nivel bastante alto, aunque se haga repetitiva en ocasiones. Y a todo hay que sumar un perfecto doblaje al castellano.

Sorprende mucho pensar que éste juego fue de lanzamiento de la máquina, no parece que tenga ya esos años.

Jugabilidad: Puede que éste sea el apartado más controvertido del juego, ya que básicamente nos limitamos a avanzar por unas plataformas bastante sencillas eliminando a enemigos uno tras otro. Es una mecánica repetitiva, a la que no ayuda la escasez de combos de nuestro personaje.

Por suerte cada poco rato se añade algún enemigo nuevo, lo que unido a una curva de dificultad muy bien medida (el juego es difícil en algunos tramos) y unos checkpoints bien distribuidos hacen que sea un pique seguir adelante.

Además, el que el personaje se vaya haciendo grande (absorbiendo piezas) nos hace sentir más poderosos, algo que llega a niveles épicos en momentos puntuales del juego, donde controlamos un Knack gigante.

Tenemos poderes especiales (un indicador) que usar en los momentos más complicados (se agradecen) y unos jefes finales sencillotes (menos el último) pero que ayudan a dar variedad al conjunto.

Alguna mecánica puntual también ayuda a olvidar que estamos haciendo todo el rato lo mismo.

Por último tenemos coleccionables que mejoran a Knack (imprescindible para una segunda vuelta) y que van más allá del típico indicador en el mapa. Habrá que buscarlos, y sus poderes molan lo suficiente como para querer verlos.

Con todo nos queda un juego algo repetitivo, pero que al durar lo justo y añadir elementos que rompen un poco (plataformas, jefes, poderes puntuales) acabas por olvidar que te limitas a avanzar por un pasillo matando enemigos con una esquiva, un doble salto y un único combo.

Opinión Personal: Knack es de esos juegos que uno no entendía por qué leches no daban con el PS Plus. Una licencia de Sony, juego de lanzamiento con tiempo a sus espaldas, buena producción… la gente hubiera estado contenta con él. Pero tardaron un puñado de años en incluirlo, en fin, al menos ha acabado estando.

Es un juego de plataformas y acción (más acción) que basa su principal atractivo en su apartado técnico y en una historia que bien podría haber dado para una película de animación.

Tiene carisma, tanto en sus personajes como en el apartado artístico, y eso hace que sigas jugando hasta llegar al final.

En su momento entiendo que se esperara algo más rompedor y no tan clásico, y eso pudo lastrar las notas y la crítica. Pero jugado con el tiempo uno acaba por ver un juego divertido, con algunos combates desafiantes (en los que se echa de menos un control algo más pulido) y una producción que nos remite a Pixar.

Yo lo he disfrutado mucho, una primera vuelta en dificultad normal que me ha hecho repetir algunas veces varias secciones. Me ha parecido un juego divertido, bien hecho y que se merece un notable incluso hoy.

Que podría haber dado más de sí? Sin duda. Pero lo que hay es suficiente como para pasarlo bien con él, y tiene detallitos que elevan la experiencia.

Valoración Personal: 7,3.

sábado, 14 de julio de 2018

Hace un año CXC... Cars 3


En casa tenemos a un peque totalmente fan de la franquicia Cars. Decenas de productos adornan el suelo del comedor, ropa por todos lados y las películas en las estanterías, así que es evidente que hemos visto su tercera parte.

De entrada sorprende poco que se vuelva un poco al tono de la primera entraga, dejando de lado el tema de los espías de la segunda. Aquí lo importante vuelve a ser la Copa Pistón, aunque en ésta ocasión es Rayo el coche que lleva muchos años dominando y al que los jóvenes desplazan.

Podrá nuestro protagonista recuperar el trono? Volver a ganar? O deberá rendirse a la edad y retirarse de lo que más le gusta?

Es una película con mucho ritmo, divertida y que presenta a algunos personajes con peso en la trama (como el novato que lo gana todo o la nueva entrenadora de Rayo). Y es una película que recuerda mucho en su planteamiento a alguna película de Rocky (de la que coge también el mensaje e incluso parte del desarrollo).

Técnicamente es impecable, si bien se han cuidado de que no sea un salto bestial respecto a la primera (que se reconozcan los coches) se nota mucho lo que ha avanzado la técnica, y en éste aspecto Pixar nunca defrauda.

Es cierto que la franquicia Cars es una franquicia creada por y para los más pequeños, sin esos guiños a los adultos que sí tienen otros productos de la casa. Y quizás es por eso que se ha demonizado entre la crítica. Pues bien, sin ser una gran película, Cars (la tres incluída) no deja de ser entretenimiento para toda la familia.

Cars 3 es una película que disfrutarán los más pequeños (hasta el punto de obsesionarse con ella), cumple su objetivo y no se hace pesada para los mayores. Podría ser mejor? Sin duda, pero para el público objetivo es perfecta.

Valoración Personal: 7.
Valoración Filmaffinity: 6,0.
Valoración Metacritic: 59.