sábado, 17 de octubre de 2015

Hace un Año XLVII... Teenage Mutant Ninja Turtles

De pequeñito uno de mis múltiples fetiches era la serie de televisión de las tortugas ninja que se emitía por la autonómica catalana, hasta el punto de haber visto las películas antiguas (de imagen real) en cine.

Así que cuál era mi miedo cuando supe que se proponían rebootear la saga cinematográfica? Que hicieran lo que han hecho.

Seamos sinceros, a día de hoy éstos héroes no superan el paso del tiempo, y un intento de hacer algo más moderno puede tener dos resultados: producto para sacar dinero o producto mimado. Estamos ante el primer caso.
La historia nos intenta contar cómo un agente mutágeno transforma a cuatro tortugas y una rata en ninja de dos metros (lo de ninja es con el tiempo y el entrenamiento). Dicho producto parece ser de origen desconocido y el elemento central que está buscando una malvada organización.

En medio de todo se encuentra April, una periodista de segunda que investiga a la banda en sus tiempos libres y se encuentra con las tortugas por casualidad.

Y desde allí tenemos una sucesión de tópicos, uno tras otro para mostrar escenas de acción (decentes) con las tortugas en plena acción contra lo que se les pone por delante, un par de revelaciones (totalmente previsibles) y chascarrillos sin fin.

Es todo tan previsible y facilón que por momentos incluso te saca del film, con unos actores de carne y hueso que se apuntaron para cobrar el cheque (lo de Megan Fox es para llorar de lo mala que es la chica). A la película la salva de la quema el tono desenfadado y que no se toma en serio a sí misma, sabiendo lo que es y para quién va.

Hay que mencionar los efectos especiales, porque casi todo está hecho con cgi. No sé si soy yo o es irregular a más no poder, con momentos remercables con otros en los que canta más que yo en la ducha. Vamos, otro elemento que demuestra que no estaban a lo que tenían que estar.

Y dos cosillas para terminar. Primero los diálogos. En serio? Chiste fácil tras chiste fácil sumado a información que es imposible que tengan saliendo por la boca de los protagonistas. Repelús me han dado.

Y segundo la banda sonora, bastante decente y que te hace apartar la mirada del móvil para volver a ver la película. No sé si soportará ser escuchada fuera de la cinta, o si suena demasiado a cosas ya conocidas, pero el caso es que me ha parecido lo mejor del conjunto.

Resumiendo: un producto menor que aprueba por los pelos y que sólo se disfruta si vas con la mente en blanco y no tienes absolutamente nada que hacer con tu vida en ese momento. En caso contrario hay muchos productos mejores que éste con los que emplear el tiempo libre.

Valoración Personal: 5. Ejemplo perfecto de una película que simplemente cumple con los mínimos.

Ninja Turtles [Blu-ray]

PD: Vista con niños seguro que mejora.
Publicar un comentario