sábado, 13 de febrero de 2016

Hace un Año LXIV... Cincuenta Sombras de Grey

Uno de los libros que indudablemente ha pegado más fuerte en los últimos ha sido Cincuenta Sombras deGrey, así que no era de extrañar que dicha novela acabara por tener una adaptación cinematográfica.

Y si la novela tiene un alto contenido sexual, la principal incógnita (más allá de la química entre los actores principales) es si se atreverán a plasmar el universo de la novela en la película. Veamos si lo han conseguido.

De entrada la película nos cuenta cómo Anastasia se enamora de un joven millonario, una relación que de entrada parece imposible pero que enseguida se ve que la atracción es mutua, con lo que tenemos romance a la vista. Pero no podía ser todo tan bonito, y resulta que el millonario (Grey) está bastante jodido por dentro, algo que poco a poco empezará a ser un problema.

No se puede esperar demasiado argumentalmente viendo el material que tenían entre manos, casi se agradece poder contar con una película que se cargue las repeticiones de expresiones y pensamientos hasta la saciedad, condensando una historia de amor algo distinta en menos de dos horas.

Lo primero que llama la atención a los que hemos leído la novela es la elección de actores. Y si bien él puede cuadrar en el papel, lo que es ella no hay manera de que la vez, es que la chica no es ni agradable de ver… Pero bueno, una cosa es que visualmente no acaben de cuadrar demasiado con lo que uno tiene en mente, pero lo más sangrante es la falta total de química entre los dos actores, y aquí es él el que está peor: a veces me parece que está mirando a una lechuga más que a alguien que quiere empotrar contra la pared.

De los secundarios no digo nada porque total, apenas salen, así que no tienen nada destacable.

En el aspecto formal la película funciona muy bien, tiene una buena fotografía y una buena música; pero falla en el ritmo narrativo, haciéndose aburrida de ver. Y no sólo eso: las escenas de sexo eran tan poco excitantes que me descubría mirando las noticias en el móvil para pasar el rato.

Una lástima de película, porque con unos actores y un director distintos podría haberse condensado una novela demasiado larga en una película entretenida, con un punto morboso y más oscura que las típicas comedias románticas. Pero no, se ha optado por intentar hacer un producto aséptico totalmente y el resultado es una película que no molesta haber visto pero que no aporta absolutamente nada al que la ve.

Pero que la novela? Sin lugar a dudas.

Valoración Personal: 4.

Publicar un comentario