domingo, 27 de enero de 2013

Battle Royale #13


Llegamos al número de la mala suerte, el 13. Un tomo que lejos de lo que cabría esperar aporta nada a la historia.

Vale, es cierto que muere uno de los dos malos que quedaban, siendo ya una cosa entre el trío protagonista y el malo por excelencia. Pero ni el duelo entre malos está demasiado conseguido (ocupa 1/3 del manga, más o menos) ni la historia del ganador superviviente se hace lo suficiente interesante o empática como para que me importe lo más mínimo.

Resultado? Posiblemente el tomo que menos me ha interesado desde que empezó el manga, y eso en la recta final no me lo esperaba.

Lo mejor es que quedan sólo dos tomos, y o se lían uno con la historia de Kiriyama o empiezan las hostias y los momentos duros (que es lo bueno de Battle Royale).

A ver qué tal esos dos tomos, porque mucho depende de ellos para mi opinión final, espero que no se desinfle en diálogos estúpidos y sin sentido y se queda en las hostias estúpidas y sin sentido.

Publicar un comentario