sábado, 4 de junio de 2016

Hace un Año LXXX... Horns

Al fin me toca una película a la que tenía algo que ganas, y eso que sólo había visto la imagen promocional en su momento en la que se ve a Daniel Radcliff con los cuernos.

Horns nos cuenta la historia de un chico al que acusan (todo el mundo da por hecho que lo ha hecho él) de matar a su novia de toda la vida. Le insultan por la calle, su familia recela, y el único que parece creer en su inocencia es su mejor amigo (y abogado).

Hasta aquí todo bastante normal. Lo raro empieza cuando un día, tras levantarse, ve que le han empezado a crecer unos cuernos bastante demoníacos en la frente, cuernos que parecen provocar extraños efectos en los que le rodean. De éste modo, el protagonista, intentará ir estirando del hilo y descubrir qué pasó en la noche en que su pareja murió (algo que iremos viendo junto a él).

La película está bastante bien rodada, es una película pequeña, de actores y atmósfera que sabe desarrollarse a un ritmo suficiente como para mantener el interés a lo largo del metraje. Una interesante mezcla entre un thriller de toda la vida con elementos sobrenaturales que vamos entendiendo poco a poco pero que tampoco es que nos queden demasiado bien explicados.

Es posiblemente la excusa que se encuentra para los “poderes” el punto más flojo de la película, y creo que hubiera funcionado mejor si no se hubiera intentado dar ningún tipo de explicación o simplemente cierta escena al final en pos de la espectacularidad se hubiera rodado de una forma algo más coherente.

Por otro lado tenemos a unos actores correctos, entre los que evidentemente destaca Radcliff, alguien que sabe alejarse del papel que le hizo famoso y que creo puede tener una carrera más allá de la saga Potter.

Creo que el toque sobrenatural y la intriga pueden ser motivo suficiente para acercarse a la película. A mí me ha funcionado, e incluso con los problemas que tiene creo que vale la pena darle una oportunidad. Esa mezcla entre el romance, el thriller, los efectos especiales… tiene algo que hace a la película distinta y un producto que bien puede merecer un visionado.

Está entre mis favoritas? No. Pero no descarto volverla a ver cuando haya pasado un tiempo.

Valoración Personal: 7.


Publicar un comentario