martes, 11 de febrero de 2014

Vagabond #35

Ha costado un poco empezarlo, probablemente por la sensación que me queda al no tener nada más que leer durante un tiempo de un autor que me gusta, en cambio, si está por leer en la estantería siempre puedo cogerlo y ponerme.

Pero bueno, el caso que me lo he leído ya, y tomo 35 de Vagabond pasa a engrosar los títulos que tenemos almacenados en casa.

En éste tomo volvemos a la figura de Musashi, pero es ahora un hombre que está harto de buscar probarse a sí mismo y decide quedarse en una aldea para ayudar a un niño a sobrevivir.

Y qué tenemos entonces? Un tomo que muestra el estilo de vida campesino de los japoneses de la época, alterado por un protagonista que no se rinde nunca, sea ante lo que sea.

Me ha gustado mucho el cambio de registro, el ver que el protagonista va acabando ese viaje interior que empezó hace tantísimos tomos y que está a punto de encontrarse a sí mismo. Y luego la vida en el campo, perfectamente retratada.

He tenido la sensación de estar ante un tomo redondo, casi como si se tratara de un One Shot.

Y encima tiene la calidad de dibujo y los toques de humor que tan grande han hecho a su autor.

De los mejores de Vagabond.


Publicar un comentario