viernes, 11 de julio de 2014

Apocalipsis Z: El Principio del Fin - Apocalipsis Z I

Como recomendación por parte de un viejo amigo del World of Warcfraft me he hecho con las tres novelas que componen la saga del Apocalipsis Z escrita por Manuel Loureiro. Y hoy os traigo mi comentario de  la primera de dichas novelas.

Historia: Un grupo de rebeldes caucásicos asalta unas instalaciones militares liberando una enfermedad que se expande sin freno por todo el planeta. La enfermedad mata a la persona que la padece pero el afectado sigue caminando y su único objetivo es alimentarse; se trata, por tanto, de un retorno al primitivismo más extremo. Las autoridades toman medidas creando Puestos Seguros donde acantonar a la población. Pronto se ve que estas medidas son insuficientes. Los NO muertos son demasiados y todos los Puestos van cayendo. Todo esto nos lo cuenta, primero desde su domicilio (ante la masiva evacuación decide quedarse a salvo desconfiando de las autoridades y su organización) y, más tarde, en cualquier lugar en el que puede descansar de su huida, un abogado de Pontevedra mediante un blog que crea en la red y cuando la red cae, mediante un diario. Con estos instrumentos narra el fin del mundo, tal y como lo conocía y sus intentos por, primero, mantenerse, con vida y, segundo, encontrar un lugar en el que haya supervivientes, un lugar al que no haya llegado la enfermedad.

Hay un trozo más de texto en la contraportada, pero paso de pegarlo por aquello de spoilear cosa mala XD.

Apocalipsis Z es una novela de zombis, al más puro estilo The Walking Dead pero con la particularidad de estar escrita en España (y ambientada allí también). En ella asistiremos desde el punto de vista de un superviviente gallego a los primeros días de la infección seguidos de su experiencia como superviviente.

La primera parte, esa en la que se cuenta lo que serían los inicios de una pandemia de éstas características, con las reacciones internacionales, el miedo, la falta de información… todo ese trozo es simplemente genial, muy bien narrado y con la tensión necesaria para tenernos enganchados pese a saber cómo acabará todo.

Porque sí, los zombis ganan, y en ese momento nos encontramos con un hombre encerrado en su casa, con un gato, sin contacto con el exterior y viendo cómo el mundo se va a la mierda a su alrededor. Ese es el punto de partida de la segunda parte, en la que con una calidad similar a la vista en otros productos del género veremos cómo se las arregla para sobrevivir.

Siendo la trama bastante previsible, el autor se las arregla para tenernos enganchados y darnos un libro de bastante calidad (repito que el inicio es inmejorable) sobre la experiencia de un español en una Galicia tomada por los zombis. Acción a raudales, tensión, algo de asco y un par de giros de guion interesantes redondean una primera novela de la saga a la que poco más se le puede pedir.

Personajes: Pese a que a lo largo de la novela veremos a algún personaje más, el auténtico protagonista de la misma es un abogado gallego aficionado al submarinismo cuya mujer murió un par de años atrás y que vive en una urbanización con un gato.

Éste buen hombre escribe una especie de diario (que es lo que nosotros leeremos) sobre su experiencia, desde los primeros momentos de desconcierto hasta el momento en que todo se fue a la mierda.

Es un superviviente, o más bien se ve empujado a serlo por las circunstancias, y una combinación de buena suerte (por tener según qué cosas en casa) e inteligencia hacen que vaya saliendo airoso de sus problemas.

Es curioso tener una novela en la que apenas sale un personaje durante gran parte de la misma, pero ayuda mucho a meterse en su piel en una situación tan extrema.

Más adelante salen unos pocos personajes más (alguno destacable), pero ni los nombraré para evitar spoilers.

Opinión Personal: Siendo sincero, tengo que admitir que no esperaba gran cosa de ésta novela, y no porqué quien me la recomendó tenga un gusto dudoso, sino porque en general cualquier novela escrita por alguien de nacionalidad Española tiende a aburrirme. Y encima era una de zombis.

Pues me he llevado una agradable sorpresa, y es que estamos ante una novela que mantiene el tipo frente a otros productos del género, presentando un apocalipsis zombi centrado en territorio español, cosa que le da un punto de originalidad. Además, todo el trozo inicial en el que relata la caída de la civilización me parece realmente bien hecho, cayendo un poco cuando pasamos a la supervivencia pura y dura.

En general es una novela que engancha, que sabe ir alternando escenas de acción y tensión con los zombis con otras de preparación y búsqueda para sobrevivir, además de añadir unos secundarios bastante interesantes. Se nota que es un libro muy pensado.

La lástima es que hay una sección bastante grande en la que la novela ha dejado de atraparme (sin dejar de ser entretenida), dándome la sensación en todo ese tramo de saber exactamente qué pasaría a continuación. Pero supongo que es problema del género en el que se encuadra: cuando tienes a un personaje intentando sobrevivir rodeado de zombis es difícil ser original.

Vamos, que en conjunto es una novela más que notable, con dos puntos fuertes muy destacados: su inicio y su ambientación. Una novela que puede gustar a prácticamente cualquiera que se acerque a ella y que recomiendo a los que disfruten con cosas como The Walking Dead.

Valoración Personal: 8,5.


Publicar un comentario