jueves, 22 de octubre de 2009

XBOX360 - Blue Dragon

Al acabarme el Lost Odyssey (bueno, al intuir que el final estaba cerca) y como lo estaba disfrutando tanto, me decidí a comprarme el juego anterior de la misma compañía (y su primera obra). Y es que soy un fan absoluto tanto del director de la compañía (creador de la saga Final Fantasy) como del compositor de la banda sonora (el genio Nobuo Uematsu); y para rematar los diseños son de Akira Toriyama (estancado pero resultón). Vamos a ver qué ha dado de sí la opera prima del estudio Mystwalker:

Historia: La aldea de Talta sufre año tras año (desde hace unos pocos) el ataque de una bestia llamada terraburón. Éstos ataques se han cobrado varias vidas, y hacen que los aldeanos vivan amedrentados ante la posibilidad de un nuevo ataque que acabe con sus seres queridos y sus casas.

En éstas que tres jóvenes de la aldea deciden acabar con el terraburón, y a partir de aquí se embarcaran en una epopeya que les hará conseguir el poder de criaturas mágicas, enfrentarse a un ser cuasidivino y descubrir cosas sobre el pasado de su mundo.

Una historia mas o menos habitual en el género, pero que está bastante bien llevada, y que no por predicible deja de tener su encanto (y sus momento épicos a mas no poder). 

Gráficos: El juego fue la primera gran obra del rol japonés en aparecer en ésta generación de consolas de microsoft, lo que de por sí da una idea del tiempo que tiene el juego. Aun así, la solidez y el colorido hacen que el apartado técnico entre por los ojos.

Me explico: los escenarios están bastante vacíos, lo que unido a una simplez gráfico escandalosa podría hacer que el juego fuera feo. Pero no, el trabajo del equipo ha ido mas bien encaminado a que lo que se muestre en pantalla esté perfectamente definido, sea colorista y tenga cierto carisma (por lo menos los personajes).

Digamos que es un título un pelín añejo pero al que se le perdona por estar bien acabado, tanto que a partir de cierto punto ni lo piensas.

La música es muy buena (como siempre en las composiciones de Uematsu), y el doblaje al castellano es decente (vamos, que no será recordado pero no molesta).

Jugabilidad: Se trata de un juego de rol japonés con un estilo de juego clásico, por lo que tendremos que ir avanzando de un pueblo a otro, cruzando distintas mazmorras mientras subimos de nivel y matamos a cantidades ingentes de bichos.

Los combates son por turnos, y hay tantos que a veces puede llegar a hacerse pesados. Eso sí, la dificultad es bajísima (excepto en algún jefe final), lo que hará que acabar con los enemigos comunes sea un paseo que puede llegar a cansarnos.

Por otro lado, los combates con los jefes finales y lo personalizables que pueden llegar a ser nuestros personajes hacen que queramos jugar mas y mas para descubrir las distintas combinaciones de poderes que nos harán virtualmente invencibles.

Opinión Personal: Estamos ante un exponente máximo de lo que han sido los juegos de rol japoneses durante los últimos años: una historia épica (aunque lineal), un sistema de combate que funciona (pero que puede llegar a hacerse pesado) y un apartado técnico que entra por los ojos (al menos en el momento en el que salió). 

A los que le gusten éste tipo de juegos no deberían dejarlo pasar porque realmente ofrece algunos momentos realmente buenos; a los que no... pues éste les gustará menos, porque es puro JRPG, para lo bueno y para lo malo.

No es de lo mejor que he visto en el género, digamos que es mas bien discretito, aunque no por ello deja de merecerse una oportunidad (al menos si eres fan del género), que por 9,95€ que me costó a mí en el ebay es difícil pasar mas de 40 horas entretenido.

Valoración Personal: 7,5.
Valoración en Meristation: 7,5.  
Valoración en Metacritic: 79.

Y el inevitable AMV.

Publicar un comentario