jueves, 30 de junio de 2011

24H - T3

Otra temporada mas del bueno de Jack que cae. Tras una buena primera y una excelente segunda, nos encontramos ante una tercera al mismo nivel que la segunda.

Aquí, nuestro agente favorito tendrá que evitar que estalle un ataque terrorista en suelo americano, pero no un ataque cualquiera, no. Se trata de un virus increíblemente letal que podría mermar la población del país en muy poco tiempo.

Nuevo caso, nuevas caras. Se agradece el paso del tiempo entre la segunda y la tercera temporadas: tres años dan para mucho, sobretodo en lo que a evolución de los personajes se refiere.

Por un lado está Jack; que sigue sin poder perdonarse lo que pasó en la primera temporada y que actúa con su hija de forma sobreprotectora. Por otro está su entorno: la hija que ya se ha hecho mayor y se comporta como una mujer hecha y derecha, y su compañero de trabajo (una versión en joven de sí mismo).

Por otro lado tenemos a la gente de la UAT de Los Ángeles. Algunos se han casado, otros se han ido, aparecen nuevos personajes... muchas caras para seguir y coordinar todo lo que sucede en el exterior (mezclado con las tensiones personales que estallan en momentos de crisis).

Y casi para acabar (tenemos a los malos también, pero creo que mejor no comentarlos, para no spoilear) tenemos al presidente Palmer. Un hombre que ya lleva cuatro años en el poder y que se enfrenta a una reelección complicada, a la amenaza terrorista y a una serie de problemas personales.

Un no para de acción, de amenazas, momentos duros y giros de guión. Lo que hace grande a ésta serie, vamos.

Es cierto que en ocasiones hace trampas, pero también lo es que son trampas en pos del entretenimiento y que el resultado es excelente. Muy recomendable.
Publicar un comentario