viernes, 7 de septiembre de 2012

El Resplandor


Hacía ya un tiempo que no leía ningún libro de Stephen King, y no porque no me quede ninguno, sino porque no me acababa de apetecer volver con él durante un tiempo.

Pero ese tiempo pasó, y aquí os traigo una nueva reseña sobre uno de sus libros más conocidos: el Resplandor.

Historia: REDRUM. Esa era la palabra que Danny había visto. Y aunque no sabía leer, entendió que era un mensaje de horror el que se había reflejado en aquel espejo. Danny tenía cinco años, y a los cinco años pocos niños saben leer, pocos niños saben que los espejos invierten las imágenes y pocos niños, casi ninguno, saben diferenciar la realidad de sus fantasías. Aunque, claro, Danny tenía pruebas de que sus fantasías, aquellas fantasías relacionadas con "el resplandor", acababan cumpliéndose. REDRUM. Y el palo ensangrentado.

 Pero su padre necesitaba aquel trabajo. Danny sabía que en la mente de su madre cada vez ocupaba más espacio la idea de divorcio y que su padre pensaba una y otra vez en algo malo, en algo malo y en suicidio. Sí, necesitaba un trabajo, aunque fuera aquél. ¿Aunque fuera aquél? También podía ser que esa fuera la excepción, que no se cumpliera lo que Danny había soñado despierto. Total, era cuidar de un hotel de lujo, de ciento diez habitaciones, que quedaba aislado por la nieve durante al menos seis meses. Así que hasta el deshielo iban a estar los tres solos, ¿solos?, en el inmenso edificio. Y apenas llegaron, lo reconoció. Ya lo había visto. Aquel era el edificio. Aquella era la habitación. Aquel era el espejo.

La verdad es que el texto de la contraportada es bastante explícito, tanto que he cortado un trozo para no spoilear directamente.

El argumento del libro nos traslada con una familia de tres miembros cuyas vidas han dado un cambio importante en los últimos tiempos, y es que al padre de familia (Jack) le han echado del instituto donde estaba dando clase por tener un acceso de violencia con uno de los alumnos.

Eso sumado a que hacía poco que había dejado de beber por culpa de su alcoholismo, hace que la familia no acabe de pasar por su mejor momento.

Así, cuando le ofrecen un trabajo de vigilante de invierno en un hotel aislado en las montañas, Jack y su familia lo entienden como una señal para volver a empezar, un lugar donde rencontrarse a sí mismos y estrechar lazos, lejos de distracciones y bebida durante casi medio año.

Desgraciadamente el hotel es algo más de lo que parece, lo que sumado a que el niño de la familia tiene una especie de percepción sobrenatural hará que la experiencia no acabe de ser exactamente lo que la familia esperaba.

Un libro de terror psicológico y sobrenatural que va in crescendo, conociendo más y más detalles de las vidas de la familia junto con los del pasado del hotel. En unas 560 páginas de disfrute del bueno.

Personajes: Contrariamente a lo que acostumbra a hacer King en sus mejores novelas, en ésta se desenvuelve con un grupo de personajes muy pequeño (principales), siendo más de la mitad del libro protagonizada única y exclusivamente por la familia Torrance.

Vayamos con ellos.

Jack: El padre de familia, un exprofesor que quiere ser escritor y al que la bebida casi le fastidia el matrimonio. Quiere a su hijo por encima de todo y espera que ésta temporada en el hotel le ayude a acabar una obre que tiene entre manos y a hacer las paces con su mujer.

Wendy: La mujer de Jack y madre de Danny. Probablemente, sea de los tres personajes el que menos tiene, salvo para ver a través de sus ojos lo que hacen los otros dos y darnos otro punto de vista del hotel. Al igual que su marido, haría lo que fuera por su hijo.

Danny: El pequeño de la familia, un niño de apenas seis años que tiene un don, una especie de visión que le avisa de cosas que pueden pasar, además de alguna que otra capacidad telepática para leer ideas o sentimientos.

Y son éstos poderes los que le capacitan para poder ver los “fantasmas” que tiene el hotel.

Otros: Como he dicho ya, la novela se centra en la familia y su estancia en el hotel, un hotel que podría considerarse un personaje más de la novela, y uno de peso.

Tenemos además otros sostenes para la trama, como el amigo que le consigue el trabajo, el gerente del hotel, o un cocinero que tiene el mismo don que Danny pero menos potente. Eso sí, todos ellos desaparecen de escena en cuanto el trabajo de Jack en el hotel empieza, con lo que el aislamiento es total.

Opinión Personal: El Resplandor es una gran novela de Stephen King, de esas que hacen que valga la pena leerse los libros de éste hombre y que se apaña con tres personajes y un hotel para hacernos sentir momentos de auténtica angustia.

La maestría del autor se deja sentir en todas las páginas de la novela, con un final igual un poco previsible, pero completamente satisfactorio.

Como punto negativo igual pondría esa previsibilidad, y es que cuando las cosas estallan, asistimos a unas últimos cien páginas que pierden gran parte de la tensión psicológica para pasar a algo mucho más físico y habitual.

Pero bueno, un pequeño lunar para una estupenda novela que puede ser un excelente punto de entrada al mundo particular de éste archiconocido autor.

Probablemente sea una de sus novelas más redondas y disfrutables, así que lo dicho, si queréis leer algo de éste buen hombre y no sabéis por donde empezar, el Resplandor sería un buen inicio.

Sinceramente, he disfrutado muchísimo leyendo el libro, así que no me queda otra que recomendarlo encarecidamente, thriller psicológico con elementos sobrenaturales en completo aislamiento.

A leerlo toca.

Valoración Personal: 9,5.

Publicar un comentario