jueves, 8 de noviembre de 2012

Californication T2

Tras una primera temporada con alguna que otra sorpresa, y un ritmo que me gustó bastante, me decidí a ver la segunda, a ver si la cosa se mantenía o empezaba a decaer al perder la frescura de la novedad.

Pues bien, tengo que decir que ésta temporada mantiene el tipo bastante bien, puliendo algunas cosillas y perdiendo en otras.
El punto de partida era tópico a mas no poder, y es que con el final mierdoso que tuvo la temporada anterior estaba claro que las cosas entre la pareja protagonista tenían que joderse y rápido.

Así, tenemos al prota que ha vuelto a escribir, lo que le vale un trabajo como biógrafo de un conocido promotor musical y a ella cabreada por las múltiples infidelidades de él.

Tenemos además a un agente que pierde su trabajo, el rumbo con su mujer y encima se mete a agente de una actriz porno. Por lo menos sus momentos son bastante divertidos.

Y tenemos además al promotor musical, una buen incorporación para la serie que hace de contrapeso a Hunk como gamberro follador.

Tampoco es que la serie nos decubra nada; simplemente se limita a seguir la línea trazada por la primera temporada: lenguaje políticamente incorrecto, abuso del sexo y de las drogas, momentos de comedia, momentos autodestructivos… y todo ello en 12 capítulos que ahora sí se cierran mejor que en la temporada anterior.

Sigue siendo una serie dirigida eminentemente a un público masculino, que abusa del estereotipo de misógino del protagonista y las chicas tontas que se encuentra a su alrededor. Además, hay algo de drama familiar en la serie, que le da un puntillo adicional sin el cual no creo que me animara a ver la temporada siguiente.

Vale la pena? Sí si sabes que es lo que vas a ver. Además de ser una fórmula que necesita algún tipo de renovación para no hacerse cansina en una o dos temporadas mas. De momento es diversión sin complicaciones, que ya es mucho.
Publicar un comentario