jueves, 13 de marzo de 2014

Castle T4


Cuarta temporada ya de Castle que se tragan mis retinas, y la verdad es que parece mentira que esté a puntito de ver 100 capítulos de la serie del escritor y la policía. Dicho lo cual, pasemos a la temporada en sí.

Durante los 23 capítulos que componen la temporada, el problema de fondo será la investigación por parte de Becket del asesinato de su madre, y, por ende, intentar averiguar quién intentó matarla a ella y quienes son los que están manipulándolo todo desde arriba.

Desgraciadamente, las apariciones de esa trama son más bien testimoniales (y, lógicamente hacia el último capítulo cogen fuerza); así que lo que predomina son otra vez los casos de asesinato auto conclusivos con la relación entre los protagonistas más en primer plano que nunca.

La serie está en un momento muy dulce, como acostumbra a ocurrir con las series de éste estilo a éstas alturas. Los actores están totalmente en el papel, las tramas parece que salgan solas y la química se ve en pantalla.

Además, se han atrevido a arriesgar un poco más en algunos casos (el que se mezcla con una investigación a lo años veinte es un buen ejemplo), dando como resultado algunos capítulos realmente buenísimos.

Pero por el otro lado, también tenemos algunos muy flojos, que si se salvan son por las coñas internas y por lo que no es propio del capítulo, sino de la serie.

Buena serie, aunque sigo pensando que está un paso por detrás del mentalista y dos de White Collar.

Publicar un comentario